miércoles, 4 de julio de 2007

Sobre par cosas Viendo TV

De los “Fantasmas en la Ciudad de Piedra”

El fin de semana pasado Pirry presentó un muy interesante trabajo documental sobre Cartagena: “Fantasmas en la ciudad de piedra”. Esto me hizo recordar una charla de hace unas semanas con una comadre barranquillera. Mencionábamos la gigantesca publicidad turística que había recibido Cartagena en los últimos meses con los n-festivales inventados pa’vender mucho más a la “Ciudad amurallada”.

“¿Qué te parece Cartagena?” –me preguntó. “Aburrida” –respondí. “Por lo menos la ciudad amurallada”.

Aquel que haya pasado por Cartagena se ha dado cuenta que la “Ciudad amurallada” es el Melgar del “jesét” criollo. Es un pueblo de 15 calles con restaurantes y almacenes costosos. Por lo menos eso es lo que “venden” de ella. Pare de contar. Porque ni siquiera tiene playas muy espectaculares. Sin embargo la gente es muy bacana. La que no se ve, por supuesto.

Por donde sumercé camine ve gente “en la mala” pero que le “camella” a lo que sea. Estando en Cartagena, en “Plan Guerrero” de echar dedo y que tales, estábamos con Nana en un parque y unos pelados, universitarios, nos ofrecieron guitarra y trago, y nos preguntaban si estábamos bien hospedados o necesitábamos un “chance”. Caminando bajo el sol cunicular de una calle amurallada un vendedor de Jugo de Mandarina nos regaló par “vasados” de la más deliciosa “Mandarinada” que haya probado en mi vida. Y ni qué hablar de la Seño Paquita, una señora Señora que se portó de una muy maravillosa manera con nosotros...!

Mi comadre precisamente me decía que lo rico de ir a Cartagena es ir a la Cartagena del negro. “Ir donde mis tíos y primos, al lado de la Plaza y rumbear a lo sano, o sea a lo pueblo, a lo pobre, a lo de verdad...”.

Don Pirry se me ha hecho siempre un tipo no poco ególatra. Pero, sin lugar a dudas, sus trabajos documentales son una muestra de investigación bien echecita y que, cuando quiere, halla la llaga. Por ello le aplaudo éste episodio, por llegar a una imagen un poco más real que la Cartagena “castillo de hadas” que venden los n-festivales fashion de los últimos años... Una Cartagena rica y maravillosa pa’los ricos y enorme e invisiblemente pobre pa’los de ruana, o, para el caso, pa’los descamisados...!
De las inundaciones

¿Saben qué me pareció extraño? Que con los informes de inundaciones en la costa atlántica nuestro querido ministro de Agricultura sólo haya mencionado las ayudas que se entregarán a los damnificados.

Palabra que yo estaba esperando una frase como...

“Si ya se hubiese aprobado el TLC no estaríamos tan preocupados por las pérdidas en los cultivos de la costa atlántica... porque igual los productos agrícolas del extranjero hubiesen sido más baratos...”

Digo, no...!?

PostData: No olviden ir a las urnas este fin de semana......!!!!!!

(Miércoles 3 de Julio de 2007, por la nochecita)

Pablo T

2 comentarios:

Andrés Morán dijo...

Advertencia: esto no es un comentario a la entrada sino un saludo lleno de alegria.
Abrazos, amigo

Marialeja dijo...

Hola: mas que comentario es un super saludo y unas muy buenas felicitaciones esta super chevere me alegro demasiado por ti.
un abrazo gigante.